Volver a «Lenguaje del cine»

El cine en tres dimensiones

©Enrique Martínez-Salanova Sánchez


El puntero de don Honorato/Bibliografía

Las grandes pantallas y las 3D

La estereoscopia

Nacimiento del cine en 3D

Los primeros pasos del cine 3D

Los primeros éxitos

Relieve con un solo proyector

La revolución de las técnicas en 3D

El cine 3D en el siglo XXI

Tipos de lentes para las 3D

Filmando en 3D

 

El cine holográfico

La tecnología IMAX


Las grandes pantallas y las 3D


«Poner en duda que el cine en relieve sea el cine de mañana es tan ingenuo como dudar del mañana en general».

Sergéi Eisenstein

en el artículo El cine en relieve, de 1947-48, recopilado en el libro Textos y manifiestos de cine (editorial Cátedra, 1989)

La utilización de grandes pantallas, cada vez mayores y de mayor grado de circunferencia, hicieron posible mejorar en gran medida las posibilidades emisoras y trasmisoras del lenguaje fílmico, al provocar resultados diferentes sobre la retina humana. Cambiaron radicalmente las leyes del encuadre así como el ritmo interno y el montaje, que han sufrido importantes transformaciones, al pasar de la pantalla casi cuadrada al formato apaisado, scope, siendo hoy día un problema de cineastas y proyectistas ajustarse a los variados formatos de proyección.

Las pruebas, ya realizadas y utilizadas en cine de exposiciones, ferias, o parques temáticos, unen los nuevos sistemas de rodaje y proyección a la utilización de pantallas esféricas, Omnimax o similares, envolviendo totalmente al espectador, y logrando incluso otros efectos de movimiento en las butacas, los acompañamientos de sonido y otros efectos de aroma y tacto.

La holografía, aplicada a la industria cinematográfica proporciona la tercera dimensión en figuras virtuales de efecto sorprendente. Son experimentos muy avanzados en su tecnología, con muchas aspiraciones, pero todavía de imposible aplicación en cines comerciales para el gran público. Están todavía en la etapa en la que el cine comenzó, enseñándose en ferias como algo inaudito.

Los procedimientos de carácter estereoscópico, a modo del 3D, que tampoco han logrado una perfecta puesta a punto, ya en el siglo XXI tienen otra vez un nuevo auge, que las grandes empresas cinematográficas propician para competir con otros medios y volver a llenar las salas de espectadores.

Cada vez más se dispone en los hogares de sistemas de reproducción de gran calidad: pantallas de grandes dimensiones, sistemas de reproducción digital de video, sonido envolvente y otras maravillas que permiten disfrutar del cine en casa. Así que es lógico que se nos ofrezca algo diferente para poder visionar en las salas comerciales. Hay diferentes sistemas para ofrecer cine en 3D que con el paso del tiempo se han ido perfeccionando, pero todos ellos se basan en el mismo principio: la visión estereoscópica.

Y el siguiente paso parece que será el cine holográfico, aún en desarrollo, que consta de una pantalla compuesta de multitud de pequeñas unidades a las que se les puede cambiar su transparencia, brillo y color. Al incidir la luz sobre esos elementos en diferente estado, se consigue que la luz reflejada en la pantalla forme la imagen deseada. Si los cambios se realizan con la suficiente rapidez se logra la sensación de movimiento. Actualmente se trabaja en crear la ilusión de 3D sin necesidad del uso de lentes, con pantallas de plasma especiales. Ya hay a la venta sistemas caseros 3D.


Charles Wheatstone

Primeras proyecciones anaglíficas realizadas por Ducos du Hauron en 1891

La estereoscopia. Para más información ver: http://www.red3i.es/stereoweb/index.htm. Página de Alfredo González


Nuestros ojos son como cámaras fotográficas que obtienen imágenes planas, de dos dimensiones. Debido a la separación que existe entre ambos ojos, esta visión binocular consigue dos imágenes que son ligeramente distintas, y esa diferencia varía en función de la distancia a la que se encuentran los diferentes objetos que caen en nuestro campo de visión.

Nuestro cerebro es el encargado de interpretar esas imágenes planas de manera que construye la tridimensionalidad a la que estamos acostumbrados. Se trata de una adaptación evolutiva imprescindible para seres que, por ejemplo, necesitan moverse con seguridad dando saltos de una rama de un árbol a otra. Sin la visión estereoscópica resulta imposible calcular las distancias correctamente. También es indispensable para los depredadores, que necesitan calcular la distancia a la presa para cazar con eficiencia.

La estereoscopia nace del intento de mostrar en un plano bidimensional una imagen tridimensional, y que contrariamente a lo que se puede presuponer, la estereoscopia precede a la fotografía, con el dibujo estereoscópico. Parece que ya en el siglo XV, Leonardo da Vinci ya estudiaba este fenómeno intrigante.

Para que el cerebro pueda percibir una imagen en tercera dimensión, requiere de datos sobre la distancia de los objetos, dicha información se obtiene gracias a que tenemos dos ojos, así cada uno de ellos percibe los objetos desde un ángulo distinto, dando como resultado una triangulación de la cual el cerebro obtiene la distancia al objeto. Si tomamos dos imágenes con un ángulo ligeramente distinto (con distinto paralaje) y se la proporcionamos a cada ojo, el cerebro podrá reconstruir la distancia y por lo tanto la sensación de profundidad.

La reconstrucción de la profundidad a partir de dos imágenes se conoce como estereopsis, y esa capacidad no es la misma en todas las personas. aproximadamente uno de cada 20 individuos no pueden realizarla y no podrán ver el efecto de 3D. El propósito de las distintas técnicas de 3D o estereoscópicas, consiste en proporcionar a cada ojo, una imagen distinta.

Visor estereoscópico


El estereoscopio es un aparato que consta de unos binoculares que permiten observar la realidad con un efecto 3D y que más tarde y unido al descubrimiento de la cámara de fotos dieron lugar a la cámara estereoscópica.

Su inventor fue Charles Wheatstone, físico experimental inglés, que fue el primero en tomar una imagen con efecto 3D apoyándose en el aparato previamente inventado por él en 1833.

Ha sido utilizado por topógrafos para hacer mediciones topográficas hasta que aparecieron los procedimientos mediante satélite observando las fotos tomadas por aviones con estereoscopios

La imagen estereoscópica


Una imagen estereoscópica es una imagen en 3D. Está compuesta por dos imágenes superpuestas con una diferencia mínima entre sí. Estas dos imágenes se pueden ver por separado con la ayuda de unas lentes especiales (lentes 3D). Las lentes lo que hacen es filtrar las imágenes haciendo que un ojo perciba una imagen y el otro perciba la otra imagen, haciendo que el cerebro mezcle las imágenes y den la sensación de 3 dimensiones.

La visión estereoscópica se basa en la visión real de los seres humanos, la visión binocular (dos ojos) que produce la sensación de una imagen en tres dimensiones, al ser procesadas por el cerebro, a la vez, las dos imágenes que captan las retinas oculares.

Cámara estereoscópica


Es una cámara fotográfica que toma dos imágenes normales que superpuestas en 2\3 de su superficie y observadas producen un efecto 3D en nuestros ojos

Consta de dos lentes que reflejan la misma imagen en nuestros ojos las cuales son captadas por una cámara de fotos convencional

La fotografía en tres dimensiones, nació casi con la fotografía misma. De hecho, al inventarse la fotografía en 1839, ya se sabía lo suficiente de la visión tridimensional, pero fue unos 10 años después, alrededor de 1850, cuando se toman y dan a conocer las primeras imágenes fotográficas tridimensionales. Un factor decisivo en la propagación de la fotografía tridimensional fue cuando la reina Victoria de Inglaterra, cautivada por ellas, ordenó le fueran tomadas imágenes de ese tipo. Ese hecho marca el inicio de la gran popularidad que tuvo la fotografía de tres dimensiones el siglo pasado, particularmente en los países de Europa y en los Estados.

Sistema anaglifo


Se denomina a la técnica que utiliza filtros de colores para separar las dos imágenes. Si vemos a través de un filtro rojo, los colores verde o azul se ven como negro y si utilizamos un filtro verde, azul o cían, el rojo parece negro. A partir de este principio podemos mezclar dos imágenes en una foto o video y utilizar lentes con filtros de color para separar las imágenes y ver el efecto estereoscópico.

Cine estereoscópico


Así que los diferentes sistemas de cine tridimensional intentan reproducir la forma en que nuestros ojos registran imágenes del mundo real, para que percibamos la imagen proyectada en un pantalla plana como si no fuera bidimensional.

En 1853 Hollman ideó la proyección en tres dimensiones sobre una pantalla, siendo perfeccionada cinco años después en 1858 por Charles D´Almeida, A. Molteni en 1890. desde 1891 a 1893, Louis-Arthur Ducos du Hauron, que experimentó con los anaglifos, mejorando el invento de Wheastone, junto con Charles D’Almeyda y  A. Molleni . Los anaglifos es la proyección de dos imágenes simultáneas separadas 65 milímetros una de la otra, y se proyectan las placas por dos proyectores, uno verde y otro rojo, mientras el espectador debe colocarse lentes bicolores, también rojos y verdes, para finalmente obtener una sola imagen, en blanco y negro y en relieve. Fueron en 1937-1938, por vidrios polarizados experimentados por los ópticos alemanes Stterkon y Zeiss, y por el ingeniero norteamericano John Norling, quien en 1939 presentó el sistema Polaroid.

En 1935, Pierre Couvier y Louis Lumière presentaron alguna de sus películas en en relieve. Ivanov, en 1938, logró un sistema de relieve sin anteojos a partir de una modificación de la pantalla.


Nacimiento del cine en 3D


Antes del cine ya se había logrado la visión estereoscópica en la fotografía, por lo que inmediatamente después del nacimiento del cine, se comenzó a pensar en dotar al cine de la tercera dimensión. Investigar para lograr una solución técnica que lograra que los espectadores cinematográficos crearan en su cerebro la sensación de 3D sumando las dos imágenes recibida, una a través del ojo izquierdo y la otra a través del derecho, era cuestión de tiempo.

Gracias a la invención de la estereoscopía (1838), William Friese-Green realizó en 1899, los primeros experimentos de cine en 3D. Patentó el primer sistema cinematográfico en 3D, y se convirtió en pionero, pero no tuvo éxito debido a lo complejo del mecanismo.

A pesar de que estaba filmada y proyectada en dos dimensiones, L’arrivée du train filmada en 1895 por los hermanos  Lumière, inventores del cine, hizo levantar a muchos espectadores de sus asientos pensando que el tren se les echaba encima.

El siguiente paso dado por Frederick Eugene Ives llegó diez años después, 1900, con su cámara de dos lentes, que no tuvo tampoco ninguna repercusión práctica. También experimentaron en 1915 con 3D, sin éxito, Edwin S. Porter y William E. Waden, que se basaban en imágenes un sistema basado en la separación de imágenes basada en los colores rojo y verde, donde cada color era «leído» por sólo uno de los ojos, gracias a unas gafas con cristales rojo y verde.

La primera proyección con ese sistema fue el 10 de junio de 1915, en el Teatro Astor, de New York. Se proyectaron tres cortometrajes, uno de escenas rurales, una selección de escenas de la película Jim the Penman (El rey de la estafa, 1915), película de cinco rollos de la Famous Players, con John Mason y Margerite Leslie, dirigida por Hugh Ford y Edwin S. Porter, y un documental sobre las cataratas del Niágara. El experimento estuvo destinado al fracaso, porque las imágenes se difuminaban bastante y los asistentes a la función acababan con dolores de cabeza.

Fue el 27 de septiembre de1922, en el Ambassador Hotel, cuando llegó la primera película en 3D a las salas comerciales de Los Ángeles. La Perfect Pictures presentó Power of Love (El que ella quiere, 1922), dirigido por Nat C. Deverich y protagonizado por Elliott Sparling, Barbara Bedford y Noah Beery (padre), sobre un capitán de navío en California, Terry O´Neill, enamorado de María, hija de Don Almeda, arruinado en sus negocios, que la ofrece a Don Álvarez, al que María no ama. Una confusión y una denuncia hacen que O´Neill sea acusado del asesinato de Almeda. Todo se resuelve, Álvarez es descubierto como ladrón y asesino y finaliza felizmente para María y ONeill. El productor Harry K. Fairall y el cámara Robert F. Elder, para lograr el efecto tridimensional, utilizaron la doble proyección a partir de 2 tiras de película y, de nuevo, separando la imagen mediante los colores rojo y verde, proyectada con los lentes anaglifos (cartón rojo y azul).

Ese mismo año, se estrenó Radiomanía, de R. William Neill, con Grant Mitchell, Margaret Irving y Gertrude Hillman, sobre un un inventor que logra hacer contacto con Marte a través de un sistema de televisión.

En 1934, tras la gran depresión que frenó también los experimentos en 3D, la Metro Golden Mayer realizó algunos cortos y Louis Lumière presentó el remake tridimensional de su película Llegada del tren, rodada con una cámara estereoscópica.

William Friese-Green

Jim the Penman


Los primeros pasos del cine 3D sonoro y en color


Entre los años 1920 y 1930 se produjeron numerosos cortometrajes en tres dimensiones, lo que contribuyó a investigar las técnicas y a afianzar el sistema de filmación y proyección.

Sin embargo, la primera película hablada en tires dimensiones fue una película italiana, Nozze vagabonde (Bodas vagabundas) realizada en 1936 por Guido Brignone, interpretada por Leda Gloria, Maurizio D'Ancora y Ermes Zacconi. El director de fotografía fue Anchise Brizzi.

Audioscopiks (1935), de Pete Smith fue el primer film en relieve, cortometraje documental de 8 minutos, nominado para los Oscar.

En 1937 se proyectó el primer filme 3D en color Zum greifen nah (1937), producido en Alemania, en la que se utilizaron filtros Polaroid. En 1939 se presentó en la Exposición Mundial de Nueva York In Tune with Tomorrow, un cortometraje inicialmente en blanco y negro, que alcanzó tal éxito que al año siguiente se hizo un remake en color.

En 1938 comenzaron a experimentar los rusos con su Stereokino, un sistema en relieve sin gafas coloreadas, que tuvo su primera demostración pública en enero de 1941.  En 1946 se estrenó Robinzon Kruzo, de Aleksandr Andriyevsky, primer largometraje en 3D, sonoro y en color, protagonizado por Pavel Kadochnikov como Robinson Crusoe y Y. Lyubimov como Viernes, utilizando el Stereokino de S.P. Ivanov. Los espectadores tenían la sensación de estar ellos mismos en medio de la selva, entre pájaros y monos salvajes que les rozaban la cabeza. Se proyectaba sobre una pantalla de metal, con unas aristas que reflejaban dos imágenes separadas, una para el ojo derecho y otra para el izquierdo, dando la sensación de relieve.


Los primeros éxitos (de 1950-1960)


Tras la guerra mundial, con el consiguiente perjuicio a toda investigación cinematográfica, los empresarios del cine debieron enfrentar otro problema: el auge de la televisión, que hacía que muchos espectadores quedaran en sus casas. A principio de los años 50 del siglo XX, los empresarios se vieron obligados a volvió a echar mano de las técnicos ópticas e inventar otras nuevas, una de ellas fue volver a las tres dimensiones.

Arch Oboler, un guionista, novelista, productor y director que centró su actividad en el cine, la radio y la televisión, intuyó las posibilidades que ofrecía el formato Natural Vision, inventado por M. L. Gunzberg, que había intentado vender a varios estudios y que consistía en dos rollos de película para proyectarse al mismo tiempo sincronizadas. Oboler creó así el primer largometraje estereoscópico en color, a partir de película y filtros Polaroid, Bwana Devil, Bwana, el diablo de la selva, en 1952, una película que a pesar de sus fallos d sincronización fue un éxito de taquilla. Era una cinta de aventuras en la que una de sus más espectaculares secuencias, un león daba la impresión de atacar a la audiencia.  Durante 1953 se estrenaron 27 películas en 3D, siendo seguidas por otras 16 al año siguiente. Norman Mc Laren, en 1951, en Londres, presentó dibujos animados en relieve.

Tras casi cuarenta años de investigación, la Warner Bros  estrenó House of wax, Los crímenes del Museo de cera, 1953, el primer largometraje en 3D con sonido estereofónico, dirigida por André de Toth, que nunca llegó a ver el efecto tridimensional pues solamente tenía un ojo. la película fue protagonizada por Vincent Price, Phyllis Kirk, Frank Lovejoy, Carolyn Jones y Paul Cavanagh. El argumento, narra cómo un escultor de un museo de cera y su socio tienen una fuerte disputa porque el segundo pretende incendiar el museo y así cobrar el seguro. Años después, mientras el profesor Jarrod intenta reconstruir su museo, comienzan a tener lugar extrañas desapariciones. Vincent Price es el actor que más veces actuó en cine en relieve, pues además protagonizó The Mad Magician (1954), Dangerous Mission (1954) y Son of Sinbad (1955).

La reacción del cine, que inventó otros sistemas espectaculares, el cinemascope, las grandes superproducciones, y los fallos en la sincronización en le cine en relieve, frenaron durante unos años el avance de las tres dimensiones. no obstante hubo ciertos éxito, como Kiss me Kate, dirigida por George Sidney en 1953, basada en la obra de teatro musical escrita por Sam Spewack y Bella Spewack, ambos basados en la obra de teatro «La Fierecilla Domada» de William Shakespeare, con letra y música de Cole Porter, o Creature from the Black LagoonLa mujer y el monstruo, 1954, de Jack Arnold, o Dial M for Morder, Crimen perfecto, 1954, de Alfred Hitchcock, protagonizada por Grace Kelly, Ray Milland y Robert Cummings,  realizada para tres dimensiones aunque en todo el mundo se vio en dos dimensiones.

La primera película que s eexhibió en cinemascope y tres dimensiones fue September Storm, Un Septiembre Borrascoso, 1960, dirigida por Byron Haskin e interpretada por Joanne Dru, Mark Stevens y Robert Strauss. Se realizaron a partir de ahí numerosas películas, casi todas ella asignadas al cine de terror.

House of wax


Arch Oboler

El cine en relieve con un solo proyector


Los grandes estudios, a pesar de la decadencia del cine en relieve, siguieron investigando y cuando pudieron, salvadas algunos problemas técnicos, intentaron resucitar el formato.

Arch Oboler, de espíritu inquieto y creativo, creó el sistema Space-Vision 3D, en el que las dos imágenes que antes debían reproducirse cada una en un proyector, se superponían en una sola cinta de celuloide, por lo que era suficiente con un solo proyector al que se le insertó una lente especial. Con este procedimiento realizó el largometraje The Bubble (1963), sobre una invasión fantástica a la Tierra, muy bien acogido por el público aunque mal por la crítica, pero que supuso el resurgimiento del cine en relieve y el interés de muchos estudios de cine.

En 1970, la marca Stereo-Vision desarrolló otro sistema, en el que las imágenes eran comprimidas una al lado de la otra sobre una misma tira de película de 35 mm. y proyectadas mediante una lente anamórfica a través de filtros Polaroid. Con este sistema se eliminaba el peligro de la desincronización. Con este formato, que se repitió más tarde en muchas películas,  se produjo la comedia erótica, plagada de violencia y desnudos, The Stewardesses, de Al Silliman Jr., protagonizada por Christina Hart, Michael Garrett y Paula Erikson, que constituyó tal éxito económico que la reeditaron en gran formato. Al Silliman colaborón años más tarde en Tiburón 3-D, de Joe Alves, en 1983.


La revolución de las técnicas en 3D (hasta el año 2000). Ferias temáticas y cine de animación


En la década de los 80 del siglo XX, el IMAX, un nuevo formato iba a hacer furor entre los espectadores, sobre todo en ferias internacionales y parques temático. Los espectadores participaban de la acción, pues tienen un panorama muy completo de todas la imágenes al ampliar el campo de vista. Los nuevos lentes polarizados y los equipos de sonido, que rodean al espectador, le ayudan  a crear un ambiente en el que se ve totalmente inmerso.

En 1986, en la Exposición Universal de Vancouver, el film Transition, del canadiense Colin Lowse, que se proyectó en Imax 3D, o Captain Eo (1986), cortometraje de 17 minutos, dirigido por Francis Ford Coppola y producido por George Lucas, protagonizada por Michael Jackson y Angelica Houston,  que se exhibía en el parque temático de Disney, Epcot Center, son un ejemplo de ello.

Wings of Courage (1995) de Jean-Jacques Annaud, se filmó usando cámaras especiales de formato ancho. En 2002, se realizó en IMAX 3D el documental Space Station, de Toni Myers,  de 47 minutos en donde Tom Cruise puso su voz en off.

El IMAX 3D, es superior a cualquier otra proyección en 3D pues se utilizan dos lentes de la cámara para representar a los ojos derecho e izquierdo. Esa grabación queda almacenada en dos rollos de película por separado para los ojos derecho e izquierdo, y luego se proyecta de forma simultánea.

Es el cine de animación el que ha sido más beneficiado con las 3D. Varias películas que ya fueron éxito en su momento, se van realizando gradualmente en 3D, como Toy Story, 1995, Shrek, 2001, o Los Increíbles, 2004.


El cine 3D en el siglo XXI. Nuevas tecnologías, nuevos impulsos


El cine se reinventa constantemente para llenar las salas de espectadores, se proponen y comercializan nuevas tecnologías, y, lo que en ocasiones no tiene el guión se suple con efectos especiales. El cine en tres dimensiones, que ya surgió en varios momentos de la historia, revive en con nuevos estímulos visuales para competir con el pirateo de películas y la pereza de muchos espectadores de acudir  a las salas cinematográficas. Lo positivo es, que se siguen investigando y aplicando nuevas técnicas digitales y, en buenas manos cinematográficas, pueden producirse magníficos productos. El objetivo de productores y cineastas es ofrecer una experiencia espectacular, que hipnotice al espectador y que sea una sensación que difícilmente puede vivirse en el sofá de casa o en la pantalla del ordenador.

El director James Cameron editó en formato 3D-IMAX, en 2003, Ghosts of the Abyss, Misterios del Titanic, sobre el legendario trasatlántico hundido Titanic y las inmersiones submarinas que descubrieron su estado actual bajo el mar. Fue el primer largometraje en editarse con el sistema «Reality camera», una cámara de vídeo muy ligera que podía llevarse en el hombro, con formato HDTV en lugar de película. Ghosts of the Abyss marcó un antes y un después en el cine 3D. Más tarde realizó el documental Aliens of the Deep, inspirado en conceptos del campo de la astrobiología, para mejorar resultados y creó nuevos modelos de cámara e introdujo la posibilidad de rodar primerísimos planos.

En 2004 se presentó Polar Express, el film de animación dirigido por Robert Zemeckis, que ha sido reprocesado por completo para que pueda disfrutarse en tres dimensiones y que se considera el primer largometraje de animación en formato 3D-IMAX. La recaudación fue 14 veces superior a la versión en 2D, lo que reavivó nuevamente el interés por el cine en 3D.  

Interesantes películas de esta etapa son Spy Kids 3D - Game Over (2003), de Robert Rodriguez, Chicken Little (2005), primer film de animación digital en 3D enteramente producido por Disney, y Monster House (2006), nueva apuesta de Steven Spielberg como productor además de trabajar en colaboración con productores como Robert Zemeckis, Steve Starkey y Jack Rapke, el reestreno de Nightmare Before Christmas 3D (2006), Superman Returns (2006) entre otras muchas más.

Sin embargo, el verdadero avance se produjo en la proyección digital, la primera Chicken Little (2005), antes citada. Ya no es necesario sincronizar dos proyectores, uno para cada ojo. La primera película de animación stop-motion planificada y fotografiada directamente en 3-D es Coraline, Los mundos de Coraline, de Henry Selick, 2009.

A pesar de que la reconversión de las salas para el nuevo sistema digital en 3D es de precio muy elevado, el cine 3D abre un nuevo camino. Algunas de las películas ya exhibidas, has superado hasta el momento, como Avatar, todos los record de taquilla. Disney, por ejemplo, está preparando nuevas versiones de sus clásicos en 3D.

Películas significativas son, aparte de la citadas:

Monstruos contra alienígenas, Monsters vs. Aliens, 2009, de Rob Letterman y Conrad Vernon, de la factoría Dreamworks

UP, de Pete Docter, 2009, producida por Disney y Pixar

Avatar, de James Cameron, 2009.

Cuento de navidad, A Christmas carol, de Robert Zemeckis, 2009, producida por Disney

Alicia en el País de las Maravillas, Alice in Wonderland, 2010, de Tim Burton.

Hubble es un documental realizado con una cámara IMAX 3D, que registra a bordo del trasbordador espacial Atlantis, junto con los paseos espaciales, los esfuerzos de 7 astronautas para reparar el telescopio espacial Hubble. Con el apoyo de la NASA, la producción se rodó bajo las órdenes de Toni Myers. Leonardo DiCaprio aporta la voz como narrador.


Avatar

Alicia en el país de las maravillas

Ghosts of the Abyss

Monster House

Coraline

Monstruos contra alienígenas

Up

Avatar

Cuento de navidad


Tipos de lentes para las 3D


Gafas 3D pasivas

Lentes anaglifos

Las gafas 3D pasivas típicas son las que tienen lentes anaglíficas, que utilizan dos lentes de colores diferentes (generalmente rojo y azul) para filtrar las imágenes de una película 3D. El efecto fue patentado por Louis Ducos du Hauron en 1891.

Las imágenes para ver e relieve con el sistema anaglifo están compuestas por dos capas de color que se colocan con una ligera desviación la una respecto a la otra para crear el efecto de profundidad. Al mirar a través de los lentes anaglifos se crea la imagen, pues cada ojo ve un color y el cerebro une las imágenes en una sola. Cuado se mira sin las gafas, se ve una una imagen doble en color azul y rojo. Las gafas en un principio eran de cartón con papel de celofán de dos colores paro la imagen no era demasiado nítida. La mejor definición obtiene con lentes de acrílico moldeados, que compensan las diferencias.

Lentes polarizados

En la década de los 90 del siglo XX se comenzó a utilizar una técnica en la que el filtro de cada ojo está polarizado, por lo que deja pasar solamente una luz específica para cada ojo creando la misma ilusión sin necesidad del uso de dos proyectores.

Fue el ingeniero John Norling, el  que en 1939 descubrió el método Polaroid, basándose en la propiedad que tiene algunas sustancias de refractar los rayos luminosos, por lo que el el relieve y el color se pueden percibir al mismo tiempo. Las gafas polarizadas emplean unas lentes que filtran las ondas de luz y las proyectan a ciertos ángulos. El sistema polaroid era muy costoso, por lo que el cine en 3D se hizo impopular, más aún cuando debió competir con el Cinemascope.

Actualmente se utiliza también el sistema de gafas Dolby 3D, que se utiliza para proyectar en alta definición digital: ofrece la posibilidad de proyectar imágenes en 3D y 2D sobre la misma pantalla, en el mismo proyector, y es fácil pasar de 2D a 3D y viceversa.

Gafas 3D Activas o LCD

Las gafas se conectan  a la pantalla mediante un conector de señal sincronizado estereoscópico, un receptor de señales infrarrojas con 3 pines, uno que lleva la señal sincronizada en estéreo, otro que lleva la carga eléctrica y el tercero que actúa como tierra. El proyector va indicando a los lentes (hechos con cristales LCD) cuándo debe oscurecerse para que cada ojo reciba la información en sucesiones tan rápidas que son imperceptibles, dando una experiencia mucho más real. Se proyectan dos películas a la vez, una para cada ojo, con fotogramas intercalados. Cuando en la pantalla se proyecta la imagen correspondiente al ojo derecho, las gafas oscurecen el cristal frente al ojo izquierdo, y viceversa. Si la frecuencia de proyección es suficientemente elevada, el mecanismo ojo-cerebro no detecta parpadeos de ninguna clase y la sensación 3D es muy convincente.


Fusion 3D Camera System

Lentes activos

Filmando en 3D


Las películas en 3D se filman al menos con  dos cámaras que van capturando al mismo tiempo las imágenes, para que cuando sean proyectadas estas dos películas al mismo tiempo y gracias a los lentes, el cerebro las interprete y se logre el efecto tridimensional. Una de las cámaras se apunta hacia el objetivo, en forma normal, mientras que la otra apunta hacia abajo, a 90 grados respecto de la primera. En el punto que la línea imaginaria que atraviesa a cada cámara se cruza, hay un espejo semitransparente colocado en un ángulo de aproximadamente 45 grados, que actúa como un divisor del haz y ayudar a crear el efecto 3D.

Una de las cámaras, la vertical, permanece estacionaria, mientras la otra se desliza horizontalmente, con el fin de forzar más o menos el efecto tridimensional. El resto del trabajo se hace en laboratorio.

El sistema utilizado para la película Avatar, se denomina «Fusion», y se emplea actualmente en la mayor parte de las producciones cinematográficas estereoscópicas.
 

Funcionamiento anaglifos

Funcionamiento polarizados


Sistema Eyeliner

El cine holográfico


El cine holográfico, aún en desarrollo, procede de otra manera. Se usa una pantalla compuesta de multitud de pequeñas unidades a las que se les puede variar su transparencia y otras propiedades. Se hace incidir luz sobre la pantalla y ese montón de elementos, cada uno en un estado diferente, hace que la luz que sale de la pantalla forme la imagen del objeto deseado. Si esto se hace en tiempo real cambiando con suficiente rapidez los elementos, se pueden producir las suficientes imágenes por segundo para dar sensación de movimiento

Sólo a partir de los años 80 que el concepto de las cuatro dimensiones del espacio-tiempo se habría introducido para explicar los trabajos sobre el cine en relieve por Holografía.

Sin embargo este cine holográfico de un objeto animado o fijo sólo sigue siendo visible para un único observador casi inmóvil a partir de una apertura pequeño pero suficiente para permitir a cada ojo ver un objeto animado al mismo momento.

Por distintas razones de carácter técnico y económico, es difícil en la práctica aumentar esta apertura para hacer proyecciones colectivas o para ampliar la amplitud del movimiento relativo al observador con por ejemplo un gigantesco carrete, como una gran rueda, para hacer enmarañar veinticinco grandes hologramas por segundo directamente bajo los ojos de un observador en movimiento, sin proyección sobre una pantalla de cine de dos dimensiones cancelando la tercera dimensión.

Para difundir vistas animadas múltiples en todas las direcciones, se puede suponer también una proyección en una pantalla inmaterial en volumen (un gas, humo, etc.) pero delimitarse claramente el contorno del volumen de la imagen real no podría debido a una difusión parásita de los haces luminosos antes y después de su formación de los puntos de la imagen, como ya se puede constatarlo sobre las imágenes borrosas de las pantallas de agua.

El sistema Eyeliner


El sistema Eyeliner (Musion Eyeliner System), produce imágenes virtuales de tan alta resolución en alta definición y calidad que parecen totalmente reales, que aparecen en sistema de escenario en vivo. Presenta resultados, espectaculares aplicaciones para telepresencia, proyecciones holográficas, autocue (teleprompter, que superpone textos para presentadores), museística y presentación de productos. En algunos parques temáticos y Ferias Internacionales, se ha utilizado para representaciones teatrales. Coloquialmente le hemos llamado falso fantasma por el sistema de espejos utilizados, muy común en efectos especiales teatrales.

Presentados en vivo pueden interactuar con imágenes virtuales, humanas o animadas. El Eyeliner requiere únicamente una cámara, un simple proyector y no requiere que la audiencia use algún tipo de aparato especial. La audiencia ve lo que el Eyeliner muestra como una imagen real en 3D.


La tecnología IMAX

Tomado de http://www.californiasciencecenter.org


IMAX, o imagen máxima, utiliza el mayor cuadro de película de esta industria. Es 10 veces más grande que el formato de película estándar de 35mm de Hollywood y es tres veces más grande que el cuadro estándar de 70mm. El gigantesco cuadro de película crea imágenes de un impacto y claridad sin igual.

  • La longitud de la película IMAX es tal que una película de 40 minutos tiene 3 millas de extensión.

  • La pantalla es pintada por un robot para garantizar una capa pareja de pintura que tiene una capacidad altamente reflexible. Además, hay miles de pequeños hoyos espaciados proporcionalmente alrededor de la pantalla para permitir que el sonido viaje en forma directa hacia la audiencia.

  • El sistema de sonido digital de seis canales está diseñado con un patrón de sonido de ambiente, de manera que cada aficionado pueda escuchar hasta el más pequeño efecto de sonido. Una red de 44 parlantes sumerge cada asiento en un ambiente de 12.000 vatios de sonido.

  • El IMAX fue diseñado para hacer que los espectadores participen de la acción. Las pantallas IMAX para películas extienden más allá del límite de la visión de manera que los aficionados tienen un panorama completo de las imágenes. Las imágenes nítidas y el sistema de sonido digital de seis canales que rodea la sala de cine también ayudan a que el espectador se sienta inmerso en las películas.

  • La cámara IMAX de diseño especial fotografía el cuadro más grande jamás usado en películas de 65mm con movimiento horizontal. Debido al aumento en la capacidad para transmitir información que el gigantesco cuadro tiene, la cámara puede registrar imágenes con mucho mayor detalle que cualquier otra cámara de películas.

  • El sistema de películas IMAX fue inventado y desarrollado por Imax Corporation, establecida en Toronto, Canadá.

Los proyectores 3D


  • La clave del desempeño del sistema de proyección IMAX y de su fiabilidad, extraordinaria nitidez y claridad, es simplemente producto del tamaño de la pantalla, combinado con el singular movimiento de filmación rolling loop, el cual adelanta el filme en forma horizontal con un movimiento suave y ondeante. Durante la proyección, cada cuadro de película es posicionado en pines fijos, mientras un vacío sostiene el filme contra la espalda de la lente. Como resultado, la película y la estabilidad del enfoque sobrepasan los niveles normales.

  • El proyector 3D, del tamaño de un vehículo, proyecta en forma alternada la imagen del ojo izquierdo y del derecho, sobre la pantalla gigante.

  • La lámpara del proyector Xenon de 1,5 kilovatios es tan brillante que si se colocara en la luna y se dirigiera hacia la tierra, sería fácilmente visible al ojo, sin ninguna ayuda.

  • La película es rodada en el proyector a 24 cuadros por segundo. Los obturadores del proyector alternan la imagen izquierda y la derecha a 96 veces por segundo.

  • La tecnología 3D se basa en la visión humana: Imita la forma en que vemos el mundo real. Cuando observamos un objeto, cada ojo tiene una vista ligeramente diferente del objeto. Por un proceso llamado visión estereoscópica el cerebro funde las dos imágenes en una sola en 3D.