La cafeína de los refrescos azucarados aumenta la insulina

Científicos de las universidades de Huelva (UHU), Cádiz (UCA) y del Hospital Puerta del Mar, han comprobado que la cafeína de los refrescos provoca un aumento de la insulina debido a un efecto provocado por su combinación con el azúcar.

El investigador de la UHU, Raúl Gonzalez, miembro del Campus de Excelencia Internacional del Mar (CEIMAR), asegura que en el caso de los refrescos con azúcar y cafeína se observa “que el consumo de una única lata de 330 mililitros produce cambios en el metabolismo de algunos lípidos como los ácidos biliares, relacionados con la obesidad y la diabetes". De esta forma, los expertos han demostrado que la cafeína contenida en estos refrescos produce un incremento puntual de insulina tras su ingesta debido a un efecto combinado con el azúcar.

Según los investigadores, las conclusiones de este estudio abrirán puertas a futuras investigaciones farmacológicas: "Nuestro trabajo es de gran utilidad para el desarrollo de fármacos que tengan como diana esas rutas metabólicas, los cuales podrían emplearse para el tratamiento de trastornos metabólicos como la obesidad o la diabetes", ha asegurado González-Domínguez.

Seguir leyendo: La voz digital